El teléfono móvil iPhone como router

Ya salimos a internet a través de nuestro teléfono móvil iPhone, nos damos de baja de Jazztel

Liberados, así es como nos sentimos. Desde que compramos el iPhone siempre nos habíamos preguntado:

Haber, ¿si pago 15 euros al mes por tener internet en el iPhone, qué es mío, por qué no lo puedo compartir con mi portátil cuando el resto de teléfonos móviles del mundo si que pueden?

La respuesta era obvia: Apple no te permitía compartir internet en el iPhone hasta cierto día de junio del año 2009

¿Por qué Apple no hace que el iPhone se pueda comportar como cualquier otro módem 3G?

Pues con el sistema operativo de iPhone OS 3.0 Apple anunció la novedad, además del consabido copiar y pegar estaba dispuesta a dotar a nuestros queridísimos iPhones de una cosa que se llamaba Tethering... baja ese extraño nombre se escondía la realidad ansiada por muchos, que no es otra cosa que poder compartir el acceso a internet del móvil con tu ordenador, mediante USB o Bluetooth.

Desde que Telefónica MoviStar permitió la compartición de internet del iPhone con otros ordenadores, hace ya más de un mes, lo habíamos meditado varias veces:

¿Por qué pagar dos conexiones a Internet simultáneamente?

La crisis arrecia y la suma de la conexión de la ADSL de Jazztel y la de Movistar iPhone suma en el mejor de los casos y consumos de móvil a parte en total cerca de los 70 euros al mes por acceder a la red de forma duplicada... lo que es lo mismo que decir cerca de 900 euros al año por navegar por internet, yo siempre he pensado que el acceso a internet debería ser un derecho, gratuito igual que la señal de TV que recibimos en nuestras casas. Una política así sería como quitarle el freno de mano a la innovación en España y levantar el castigo al que nos someten la operadoras afincadas en España el páis donde se paga el byte al precio más caro de toda Europa.

Es tal nuestro desencanto con la operadora Jazztel que hemos decidido probar eventualmente el iPhone como router, lo hemos tenido que hacer algo forzados después de que la operadora de telefonía fija y móvil Jazztel nos corte la salida a internet y las llamadas, según ellos por un supuesto impago, según nosotros por ofrecernos un precio especial, mas ajustado para acallar nuestras protesta y luego directamente no cumplirlo en el plazo establecido, así que a salir a internet por el iPhone.

Algunos se preguntarán sobre la experiencia de uso del iPhone como router o módem, esas experiencias en el día día, nosotros somos una empresa que nos dedicamos a realizar páginas webs, implantar tiendas virtuales y catálogos online y posicionar páginas en el buscador Google, es decir vivimos de Internet y hacemos un uso bastante masivo de la red, por lo que no podemos facturar sin disponer de conexión, afortunadamente hemos podido experimentar esta última semana del mes juli para constatar si es posible desembarazarse de la línea ADSL tradicional y evitar así pagar dos veces por el mismo concepto, la respuesta la encontrarás en las siguientes líneas.

La experiencia de uso del iPhone como router

Nuestra experiencia con iPhone como módem comienza tras conectar un único ordenador a internet a través del cable USB que viene con el iPhone y permite sincronizar el iPhone con el iTunes, es necesario que ambos estén emparejados, es decir que el iTunes esté sincronizado con ese iPhone de lo contrario sólo podríamos compartir la conexión mediante Bluetooth.

¿Cómo compartir la conexión a internet de tu iPhone con tus ordenadores?

Primero activamos en el iPhone previamente actualizado con el sistema operativo OS 3.0 la opción de compartir internet, esta opción la encontrarás en:

Icono Ajustes (El de las ruedecitas dentadas) > General > Red > Compartir Internet

Activa el botón que encontrarás allí, si te preguntas si deseas compartir mediante Bluetooth responde sí si dispones de algún PC, MAC o Linux con Bluetooth, por ejemplo un portátil, si no recuerda que cuando quieras lo podrás activar desde aquí. Ahora enchúfa el iPhone a un puerto USB de ordenador

Tras conectarlo ve a la configuración de RED y dile que quieres salir mediante el iPhone, dependiendo del sistema operativo ser realizará de una forma u otra, desde Mac como siempre es todo mucho más fácil.

Ya puedes navegar con tu ordenador, saliendo a internet a través de tu iPhone.

Ahora ya salimos desde nuestro Mac a internet a través del iPhone, seguro que te preguntarás por la velocidad de descarga del iPhone, pues bien la velocidad es muy buena mientras tengamos cobertura 3G al optar por GPRS la cosa cambia bastante. Para aquellos que necesiten número, en los test realizados a través de la página web de ADL4EVER hemos conseguido siempre valores superiores a 1000 Kbps y en alguan ocasión hemos alcanzado los 2500 Kbps, esto quiere decir que vamos casi igual de rápidos que una ADSL de telefónica de 3 Mb. con Jazztel 20Mb que era lo que teníamos contratado con la operadora estávamos entre los 7000 y los 12000 Kbps. si bien esta gran diferencia de más del triple de velocidad se notaba en pocas ocasiones, al descargar algún email muy gordo o algún driver o programa de más de 10 Mb. en el resto, es decir navegando y con emails normales no notamos apenas diferencia.

El iPhone como módem tarda escasos 15 segundos desde que lo enchufamos al puerto USB de nuestro MAC hasta que nos entrega la IP, recuerda que por el momento para usarlo mediante USB es obligado tener instalado en el ordenador al que lo conectes el programa iTunes y que este esté vinculado con tu iPhone, una tontería más de Apple de esas que dan un poco de rabia porque no se entiende la limitación más aún cuando conectado a internet mediante BlueTooth por el iPhone este problema no existirá, no hará falta que tengas nada instalado. Lo malo del Bluetooth es que lo tienes que tener activo en el iPhone y esto al igual que el WiFi activo come bastante batería.

El resto de equipos los puedes hacer salir a través de dos formas, una como hemos comentado mediante Bluetooth para ello necesitas que tus ordenadores disponga de puerto BlueTooth si no lo tuviesen existen unos adaptadares USB a BlueTooth realmente minúsculos, parecen tapones del puerto USB, concretamente nosotros tenemos un Trust Bluetooth adapter 16008 en un ultraportátil netbook Acer que carecía de Bluetooth de serie, eso sí nos costó horrores configurarlo pues el equipo tiene instalado el sistema operativo Ubuntu, que es una roca y del que estamos encantados pero con el que a veces hay que pelearse bastante para instalarle hardware adicional por la ausencia de drivers. En equipo Windows XP tan sólo tienes que pinchar, cancelar la instalación automática e instalar el driver que te viene en el minicd del adaptador de Trust, en pocos minutos estarás saliendo a internet con tu iPhone.

La segunda manera y la que nosotros recomendamos si quieres salir de forma continuada a través del iPhone es aprovechar tu infraestrucutra de red cableada si ya existía antes, para ello deberás entrar en las propiedades de la conexión de red de cada ordenador, sea este Mac, Linux o Windows y cambiar la puerta de enlace por la del ordenador donde tienes conectado físicamente el iPhone por cable USB y añadir las DNSs que tendrás en la conexión del iPhone ese ordenador las cuales son:

Servidor DNS: 194.179.1.100 , 194.179.1.101

En dominios de búsqueda, o dominios si te lo pide debes poner: ivm.movistar.es, 10.138.255.5

En 10 segundos ya podrás navegar por la red a través de ese pequeño teléfono móvil llamado iPhone.

Nosotros hemos apostado por la configuración cableada aún así alguno de nuestros colaboradores se conecta eventualmente mediante bluetooth, esta decisión ha sido entre otras razones porque el bluetooth por muy moderno que sea a veces tiene problemas de desconexión y por otro lado no nos gusta estar rodeados de emisiones de radiofrecuencia las más de 8 horas que nos pasamos en la ofi.

Algunos han llegado a conectar también la videoconsola PlayStation 3 a través del iPhone a internet para echarse unos vicios, eso sí, siempre a través de cable, el iPhone no es capaz de compartir de momento su conexión a través de Wifi. El problema es lo glotona que es la PS3 en cuanto a descargas pues al introducir algún juego una actualización de un juego de PS3 rara vez ocupa menos de 100 Mb. y algunas pasan de los 500 Mb. con lo que el ancho de banda contratado hará chuff muy pronto.

Bajarte películas o vídeos con el iPhone es posible pero recuerda que además de no ser muy legal el problema vendrá cuando superes los teóricos 200 Mb. de descarga que por defecto tienes contratado con Movistar a máxima velocidad o velocidad 3G, si tienes 1 Gb. podrás descargar más pero hoy una película suele ocupar 1,4 Gb. por lo que casi que nos vamos al cine de tanto en tanto y dejamos internet para navegar.

El iPhone como router se calienta, sí pero tampoco en exceso o más que un router normal, en nuestro caso nuestro router LinkSys es bastante más caliente que nuestro iPhone por lo que no creemos que se funda nada en el pequeño interior del teléfono de moda, al menos a nosotros en los 10 días que llevamos saliendo por él no nos ha dado mayores problemas, bueno sí, siendo sinceros algún apagado que otro debido a que se consume la batería y a veces no te das cuenta, otras veces la cobertura 3G se ha ido y todo va más lento, pero pocos problemas más, la mayoría son habituales a las conexiones de internet sean estas del tipo que sean, lags, caídas breves, etc.

Además puedes simultáneamente mientras otros navegan desde el PC a través de tu iPhone navegar o consultar el correo en el iPhone independientemente que tengas conectado un ordenador por USB y otros por Bluetooth, obviamente el ancho de banda es comportido y la navegación se volverá más lenta. Digamos que dos o tres ordenadores de trabajo con correo y navegaciones puntuales, busco esto, lo encuentro, curro, busco aquello, curro... tirarán bien de la conexión y el iPhone 3G dará el tipo.

Puedes recibir llamadas en tu iPhone mientras navegas con tus ordenadores a través del iPhone

Muchos pensarán que no es posible recibir llamadas con tu iPhone mientras estás navegando, que internet se cortará en los ordenadores que salgan por el iPhone o similares, es justo al revés, no tenemos ningún problema, eso sí olvídate de conectar y desconectar tu iPhone cada vez que quieras atender una llamada, pues cada vez que vuelves a conectar el iPhone a tu Mac iTunes se intentará sincronizarar con él y aquí si que te quedas sin internet durante algún rato, suponemos que esto es un pequeño bug del iTunes 8.2.1 y que Apple lo solventará en el futuro.

Evitar la sincronización automática de tu iPhone

Para evitar la sincronización automática con iPhone puedes desactivarla en el propio iTunes, para ello arranca iTunes o cambia hacia iTunes de forma que aparezca su menú superior, selecciona en la barra superior de iTunes:

iTunes > Preferencias

Se te abrirá una ventana, ahora selecciona la pestaña > Dispositivos (En nuestro caso podemos ver un icono de iPhone)

Verás tu iPhone en un listado de dispositivos que se sincronizan con iTunes, por norma general sólo aparecerá uno, tu iPhone.

Pulsa sobre él para que se activen las opciones inferiores que estarán en modo desactivado o fantasma, ahora marca la casilla de "Desactivar la sincronización automática de los iPhone y los iPod" y presiona sobre el botón Aceptar.

Ya tienes configurado el iTunes para que no se sincronice de forma automática con el iPhone cada vez que lo enchufes, créeme es un incordio si lo recibes bastantes llamadas. Eso sí de vez en cuando recuerda hacerlo de forma manual, click derecho sobre el icono de iPhone del iTunes y Sincronizar.

A nosotros el iPhone no nos carga mientras está conectado por USB compartiendo internet. Esto no has pasado con iTunes 8.2.0 y 8.2.1 en un Apple PowerPC G5, algo antigüillo pero que aún da bastante la talla. No sabemos si es porque la máquina tiene los puertos USB con artrosis o porque es uno de esos pequeños bugs de nuestro iPhone. Si bien hemos de apreciar que al principio si que carga, pero que llega un momento, suponemos que cuando ya ha cargado al 100% el iPhone que deja de hacerlo inclusive si lo desconectamos del cable USB y lo volvemos a conectar.

Seguramente querrás saber cuanto dura la batería del iPhone funcionando como módem conectado a tu ordenador, pues bien en nuestro caso sin recibir llamadas a través de él y el 80% de carga nos dura unas 4 horas por lo que suponemos que con el 100% del iPhone cargado disfrutarás de unas 5 horas justas justas, eso sí, con la conectividad Bluetooth y Wifi apagadas en el iPhone.

Un detalle a tener en cuenta es que el contador de datos descargados del iPhone no tiene en cuenta los datos descargados mediante Tethering, pues sí, eso es un error del iPhone considerable, te marcará tan sólo los que has descargado con el propio iPhone, por lo que llevar las cuentas de cuanto te falta hasta el temido corte de velocidad de descarga de Internet no será posible a menos que te descargues alguna aplicación que cuente el tráfico en cada ordenador conectado mediante el iPhone... cosas más raras he visto, pero bueno, lo mejor es experimentar y si te convence la velocidad que consigues y puedes prescindir de bajar archivos grandes, de estar suscrito a 50 feeds de RSS que no lees, y de usar YouTube para ver de tanto en tanto alguna cosilla adelante, date de baja de la ADSL y multiplica por 12 su coste para saber lo que te vas a ahorrar al año... no da para unas vacaciones pero sí para viajar un fin de semana con todo completito completito. Ahh y recuerda... ahora cuando estés fuera de tu casa o despacho también tendrás internet en tu portátil.

iPhone 3G o iPhone 3GS para hacerlo funcionar como salida a internet

La velocidad entre un iPhone 3G y el novísimo iPhone 3GS no se nota en navegación la letra "S" de speed es tan sólo para el procesador del iPhone, por ejemplo si que van más rápidos los juegos y programas del teléfono pero no la conexión a internet.

La gran desventaja de utilizar el iPhone como módem es que cuando marcha el propietario del flamante iPhone a tomar un café una de dos, Internet se va con él... :( por lo demás :)